Martes, 3 de agosto de 2021

Columna Sin Nombre

Eeeel gaaaaaaaaaaas
Pablo Jair Ortega

Buenos Días Veracruz

La gota que derramo el vaso
David Varona Fuentes

Informe Rojo

Veracruz: la quiebra inducida del Poder Judicial
Mussio Cárdenas Arellano

@suntos de poder

México en manos de delincuencia organizada
Manuel Carvallo Carvallo

Columna Invitada

"Servir o servirse"
Columna Invitada



Columna: Columna Sin Nombre

El PRD, borrado de Veracruz

Viernes, 11 Junio 2021

 

+ Los ojos del estado están en el puerto jarocho.

+ Entregan ya constancias a irreversibles.

+ Viene AMLO a Veracruz el 18.

+ Guardan a Hugo López Gatell.

 

Un verdadero cochinero la elección en el Puerto de Veracruz.

Chopenjawer

 

El Partido de la Revolución Democrática (PRD) llegó a ser una de las principales fuerzas en Veracruz y fue objeto de persecución en tiempos del priato, cuando el tricolor representaba el poder absoluto en todo el país. 

A finales de la década de los años noventa, el partido del sol azteca gobernó municipios importantes en Veracruz, siendo la fuerza política de izquierda con mayor presencia y organización en el estado. Como en la actualidad pasa con Morena, por un tiempo se convirtió en el partido de moda que incluso podría haber crecido más para aspirar a la gubernatura si no se hubiese desmoronado a causa de los conflictos internos. 

Las peleas de las llamadas “tribus” al interior del PRD lograron mellarlo y finalmente a disolverlo. Sólo algunos grupos mantienen este partido ya no como instituto político, sino como una franquicia para colocar candidatos aprovechando las viejas glorias del pasado. 

Lo peor: grupos de la delincuencia organizada se han escudado tras este partido, como en el caso de Tihuatlán, al norte del estado, donde fue detenido Gregorio “N”, candidato a la alcaldía de dicho lugar. Curiosamente, la alianza PAN-PRD-PRI ganó las elecciones en ese lugar, lo que demuestra un arraigo perredista en la zona. 

Pero en estas elecciones, definitivamente el PRD desapareció del panorama y se sigue extinguiendo poco a poco porque perdieron plazas como Papantla o Zongolica, donde las familias Romero y Mezhua ya habían convertido en patrimonio los ayuntamientos. 

En Tuxpan, de donde es el líder moral (hoy preso) Rogelio Franco Castán, Morena les arrasó en la alcaldía, quitando a la familia Mancha del Palacio Municipal y desplazando a los familiares del exsecretario de Gobierno que también buscaban cargos. 

Hoy apenas ganaron 5 ayuntamientos de manera individual (es decir, no en alianza) y se trata de municipios rurales como Ixcatepec, Zacualpan (al norte del estado), o Colipa (en la sierra de Misantla) y Alpatlahuac, en la sierra que colinda con el estado de Puebla. El ayuntamiento mediano que obtuvieron fue Nautla, en la costa al norte de la entidad, donde también por mucho tiempo operó la delincuencia organizada. 

Algunos municipios importantes ganados en esta elección gracias al voto perredista, pero en coalición con el PRI y el PAN: Acayucan, Tihuatlán y Santiago Tuxtla. 

En Xalapa, el PRD llegó a tener una fuerte presencia y hubo hasta aspirantes a la gubernatura que buscaron que dicho partido los abanderara, por el prestigio que todavía mantenía. De esos recuerdo al exsecretario de Gobierno, Reynaldo Escobar. 

Otros actores políticos de renombre: Atanasio García Durán, Uriel Flores Aguayo, Yazmín Copete Zapot, Agustín Mantilla, César Ulises García, Martha Patraca, Manuel Bernal, Margarita Guillaumín, Rogelio Franco, Arturo Hérviz, entre otros. (Si se me olvida alguno, es por culpa del Jack). Una leyenda aparte fue el ingeniero Heberto Castillo. 

Ahora, ya desdibujado, perdido, con sus líderes ahora como aliados del panismo (pero más como empleados del exgobernador Miguel Ángel Yunes Linares, que los persiguió cuando fue secretario de Gobierno en el Chirinato), el PRD de plano sólo vuelve a confirmarse como la sombra de lo que alguna vez fue. 

Ahora se sabe que no tendrá presencia en el Ayuntamiento de Xalapa ya que no alcanzó ninguna regiduría; se puede decir está casi extinto en la capital de Veracruz, salvo las conferencias de prensa cafeteras que los Bernal dan para repetir prácticamente lo mismo y sólo atacar al gobierno estatal. 

De hecho, en las elecciones municipales, el PRD tuvo menos votos que algunos partidos de reciente creación como Unidad Ciudadana y Encuentro Solidario. 

En la Legislatura estatal, si bien les va, a los perredistas les tocarían sólo dos plurinominales. Actualmente sólo tienen una diputada. 

Por ahí se comenta que el PRD, no obstante de decirse aliado del PAN y el PRI en estas elecciones, en los hechos parece haber negociado con la cúpula de Morena, pues hay sospechas de que el dirigente estatal Sergio Cadena habría puesto a candidatos “papita” en la zona de los Tuxtlas y la Cuenca (donde según tienen influencia) para que el partido lopezobradorista ganara municipios importantes y los distritos federales y locales sin resistencia alguna. 

Desde hace años se maneja que del PRD sólo queda el cascarón. Por alguna razón rara todavía existe y persiste, no por la lucha social, sino por la manera en que se ha aliado con otros partidos para no perder las pocas canicas que le quedan. 

Dicen que en política nunca hay nadie muerto. No obstante, en las pasadas elecciones, parece que el perredismo perdió más de lo que se supone habrían ganado. 

NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: Los ojos del estado están fijos en los cómputos oficiales de votos del Puerto de Veracruz, donde todavía, hasta el cierre de esta edición, seguía llevándose a cabo el (lento) conteo en el Consejo del OPLE y se mantenía muy cerrada la disputa entre los candidatos Ricardo Exsome (Morena) y Patricia Lobeira (PAN)… De entrada, el exdiputado federal ya dijo que existen muchas irregularidades documentadas en la votación y acusó que el consejo local obedece a los intereses de los panistas. Esto parece que va para largo y hasta huele a anulación. 

OTRA NOTA: Por otra parte, ya entregaron constancias de mayorías a candidatos triunfadores que tuvieron una amplia ventaja y donde de plano los opositores ni deberían hacer el ridículo pidiendo nuevamente conteo y haciendo impugnaciones. Tal es el caso de Coatepec, donde ganó Raymundo Andrade la alcaldía; o el alcalde electo de Cosoleacaque, Ponciano Vázquez Parissi. En Xalapa, Ricardo Ahued ya recibió su constancia, así como en la tierra bendita llamada Minatitlán (capital mundial del chanchamito y los tacos de cochinita) donde la doctora Carmen Medel ya recibió su documentación. Mención aparte merece la compañera y amiga Rosa María Hernández Espejo, quien será diputada federal por el distrito de Veracruz. 

OTRA NOTA EXTRA: Con eso de que el presidente Andrés Manuel López Obrador le tiene un especial afecto a Veracruz, nuevamente hará presencia en tierras jarochas el próximo viernes 18 del presente mes para terminar de destrabar el conflicto de los dos kilómetros pendientes que no se terminan de construir en la autopista Cardel-Poza Rica, debido a la protestas de comunidades de la zona entre Martínez de la Torre y San Rafael, cuyos habitantes argumentan que esta obra podría inundar sus viviendas. A ver si logran resolver el asunto. 

LA ÚLTIMA PORQUE ES VIEEERNEEEEES: En verdad es lamentable que el gobierno federal decida que se cancelen las conferencias sobre Covid que se realizaban por la tarde. Quizás sí es cansado y desgastante, pero sin duda era un espacio donde miles se informaban sobre el panorama diario de la pandemia… Lo que seguramente obligó a esta decisión es la política, pues en una de esas, empezarán a cuidar la figura del zar anticoronavirus, Hugo López Gatell, como uno de los populares personajes de la 4T que deberán cuidarse porque podrían convertirse en parte del proyecto de 2024… Y es que si bien se ha dicho que el gallo más fuerte para ser el predecesor del presidente López Obrador en el próximo sexenio es el canciller Marcelo Ebrard, las recientes elecciones ya pusieron en evidencia que el bastión de la Ciudad de México ya fue arrebatado en la mitad por la oposición y ahora tendrán el control de alcaldías para hacerse de recursos para los siguientes comicios. El asunto es que López Gatell ya también era un personaje desgastado, que de convertirse en un personaje aparentemente serio en un inicio para hacerse cargo de combatir la pandemia, poco a poco con sus acciones fue perdiendo credibilidad… De entrada, el tema de no usar cubrebocas fue algo que lo desacreditó, pues iba en contra de las recomendaciones mundiales. Luego, el irse de vacaciones a playas de Oaxaca en plena pandemia o salir a lugares públicos luego de conocerse que se infectó de Covid.

Valora este artículo
(0 votos)
Pablo Jair Ortega

Cuando nació en 1979, nacieron todas las flores y en la pilar del bautismo cantaron los ruiseñores. Medio poeta, quiso ser antropólogo, pero le dijeron que mejor estudiara en la Normal, pero se pasó a la escuela de enfrente porque ahí estaban las chicas más hot, específicamente en Comunicaciones

pablojairortegadiaz@gmail.com